Logo Diacamma
Diacamma emplea cookies propias y de terceros, consideradas cookies técnicas, para ofrecer su servicio. Al acceder a Diacamma por los métodos que se proporcionan, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Más información

Consejos Diacamma

Daru cerebrito

Desde Diacamma te ofrecemos unos consejos para que los puedas tener en cuenta a la hora de emplear esta plataforma

Siempre debes partir de la condición de que Diacamma ofrece la herramienta, pero sólo cada usuario decide cómo usarla.

Juntos podemos cambiar de aires.

Principio básico

Diacamma nace para ofrecer una herramienta web para poner en contacto a usuarios que desean compartir vehículo.

La finalidad, por tanto, es reducir el número de vehículos en las carreteras para:

  • Reducir la emisión de gases nocivos producidos por los vehículos.
  • Ahorrar gran parte de los costes que acarrea el uso diario de un vehículo de uso particular.
  • Ahorrar parte del gasto que conlleva el utilizar el servicio de un taxi.
  • Conseguir una mejora en la fluidez del tráfico actual, e intentando reducir las congestiones provocadas por el exceso de vehículos.
  • Por estadística, intentar reducir el número de accidentes en las carreteras.
  • Ofrecer una alternativa para todos aquellos que quieren tomar una copa y volver a casa tranquilos.

Ética

Seas el dueño del vehículo o pasajero del mismo, sé tu mismo, pero ten en cuenta que hay comportamientos que, aunque parezcan inofensivos, pueden ofender a tus acompañantes.

Aunque existan filtros para poder seleccionar el tipo de viaje, puede que un usuario se vea molestado por el humo del tabaco o, simplemente, por un elevado volumen de tu mejor música.

Hablad, hablad mucho. Es mejor conocer a tus compañeros de viaje, sabed que les agrada o que no. Recordad que, tras el viaje, cada usuario valorará en Diacamma al resto, tanto para mejorar tu "caché", como para empeorarlo.

¡Cumplid todos las normas de tráfico, usad los cinturones y viajad con prudencia!

Comunicación

Incluso antes de empezar a compartir una ruta, los usuarios se pueden enviar breves mensajes por medio de Diacamma.

Si no habéis viajado antes juntos, dejad bien claras las dudas que tengáis en mente u os surjan. ¿Cómo podéis hacer para reconoceros en el sitio acordado? , ¿cuándo vais a repartir el gasto, al principio, o al final del trayecto? , ¿qué asiento os toca?, ¿necesitáis o disponéis de espacio en maletero?, ¿en qué zona podéis parar para bajaros del vehículo sin interferir la circulación normal?...

Algunos viajes en Diacamma se pueden crear generando repetición en el tiempo.
Esta opción fue ideada para emplear, sobre todo, en trayectos diarios y conocidos como, el ir al trabajo, al gimnasio o a ese local en el que sueles tomar un "refrigerio" para desconectar.
Puede que no te vengan bien todos los días establecidos, pero sí muchos de ellos. Recuerda que, aunque no tengas al usuario añadido, puedes enviarle un mensaje privado para preguntarle si hay algún problema en compartir sólo ciertas fechas.

Cualquier detalle bien definido previamente mejorará vuestra experiencia y, estamos seguros, que repetiréis.

Taxi

No podemos concretar cuánto va a ser el coste de un viaje en taxi. Hay demasiados factores que no dependen de nosotros.

¿Cómo acordar o establecer entonces la forma de repartir gastos?

Una posible solución, sería repartir (nada más comenzar el viaje) el precio de bajada de bandera entre todos los clientes. Una vez puesto cada uno su parte y si el precio no variase al bajarse todos los ocupantes (o todos menos uno), la situación estaría resuelta.

¿Y si seguimos varios y el precio del viaje está aumentando?

Según la diferencia entre bajada de bandera y la zona de abandono de vehículo por parte de cada cliente, podría pactarse:

  • El último cliente en abandonar el taxi, asume el coste restante. Esta situación podría tomarse cuando el resto de clientes se apearon al poco de variar el precio de bajada de bandera. El último cliente ya habría ahorrado gran parte del precio en la bajada de bandera.
  • Cada cliente va poniendo la diferencia de precio que le corresponde, entre bajada de bandera y precio en la parada. Es uno de los sistemas más justos y, aunque parezca engorroso, pensad en todo lo que habéis ahorrado con la división de bajada de bandera.

Y, sobre todo, antes de comenzar el viaje, contad con el punto anterior, y estableced todas las condiciones previamente.

Denuncias

Aunque Diacamma no es la ley y, lógicamente, ante algo grave debéis recurrir previamente a las autoridades, si podemos tomar medidas en la plataforma sobre el comportamiento de usuarios "poco éticos".

Dentro de la información completa de cada contacto disponéis, en su ficha, la opción de "denunciar".

Redactad bien claro lo que ha sucedido y de la forma más breve posible (tened en cuenta que podéis ser muchos usuarios con dudas, reportes o denuncias).

No permitáis ninguna infracción y, tras el trayecto, dejad bien claro en la valoración lo que ha sucedido (puede ser una advertencia para otros usuarios).

Si advertís algo en vuestro camino, ajeno a los ocupantes de vuestro vehículo, podéis hacédnoslo saber a través de la sección de contacto.
Puede que ahora no podamos hacer nada, pero también podríamos idear algún método de advertencia para todos los componentes de Diacamma en el que comprobar, antes de viajar, con qué podrían tener problemas.

Es muy importante que os toméis las denuncias en serio y no se empleen como venganza, rencor o un juego. Tomaremos medidas contra cualquier usuario que plantee una denuncia falsa, al igual que los denunciados en reiteradas ocasiones (de forma automática) o, las denuncias que consideremos graves y demostradas.

Errores en Diacamma

Si encontráis algún tipo de error en el funcionamiento, diseño o en los propios textos de Diacamma, no dudéis en mandarnos un reporte.

El requisito mínimo para ello es, estar registrado, y acceder al menú de herramientas oculto en la parte superior de la pantalla.

Estamos seguros que algún problema puede surgir en cualquier momento y, al margen de solicitaros paciencia y agradeceros vuestra ayuda, pensad en que si os molesta ese bug más que un cuñado en una boda, nos costará localizarlo y arreglarlo si nadie nos avisa.

Es mejor que nos reportéis el error (aunque penséis que ya nos lo han advertido), que omitirlo.

Errar, también es de hormigas.

Secciones de interés